JÖRG SCHRÖDER

Architect and urban planner. Full professor and Chair for territorial design and urban planning, Director of the Institute of Urban Design and Planning of Leibniz University Hannover (GER)

perfiles en rrss y web

    Breve C.V.:

    Arquitecto y urbanista. Profesor titular y catedrático de diseño territorial y planificación urbana.

    Director del Instituto de Diseño y Planificación Urbana de la Universidad Leibniz de Hannover, Decano de investigación de la Facultad de Arquitectura y Ciencias del Paisaje.

    Centrado en el urbanismo sostenible, la innovación territorial y la investigación en diseño, en particular en lo que respecta a las nuevas constelaciones espaciales metropolitanas y periféricas, el hábitat creativo emergente y la economía circular.

    Proyectos recientes de I+D: Rurbance (Programa Espacial Alpino de la UE), Regiobranding (BMBF), Dynamics of Periphery (DAAD), Creative Heritage (Fundación Volkswagen), Creative Food Cycles (Programa Europa Creativa de la UE).

    Libros recientes: Creative Heritage, Dynamics of Periphery (con Jovis Verlag, Berlín).

    Dinámica circular.

    Sección: Memoria industrial, economía circular y turismo industrial en la nueva normalidad.

    Partiendo del desafío actual de cómo implementar el Acuerdo Verde Europeo y cómo dirigir y dar forma a las decisiones importantes para la Próxima Generación en y después de la crisis de Corona, está bastante claro que la Economía Circular debería jugar un papel importante.

    Tomando en cuenta nuestras ciudades, pueblos, aldeas y regiones, el desafío para la política, las administraciones públicas, la sociedad civil, los actores económicos y la investigación no sólo será lograr una transición hacia una vida libre de carbono, sino dirigir las fuerzas y estrategias hacia un futuro sostenible: en la inclusión social, las perspectivas individuales y los lugares habitables.

    En general: crear nuevas vías para imaginar, dirigir y hacer evolucionar la innovación territorial. Cabe destacar tres aspectos de este debate:

    (1) El redescubrimiento de las periferias de Europa -no al menos a través de la crisis de la Corona – como lugares atractivos para quedarse, regresar o asentarse especialmente para los jóvenes puede basarse en su potencial como reservas de resiliencia y en la creatividad territorial para desencadenar activos sociales, culturales y espaciales. Para ello, es necesario combinar la habilitación de los agentes y comunidades locales con nuevos vínculos entre los núcleos metropolitanos y una amplia gama de lugares y regiones
    periféricas.

    2) El patrimonio industrial -en el sentido de patrimonio creativo- puede convertirse no sólo en espacios de posibilidad para nuevos lugares de trabajo y de vida, sino también en centros hacia una nueva economía libre de carbono: de un espíritu productivo fomentado, conocimientos y capacidades de un movimiento creador para las periferias de Europa.

    (3) La extensión de los principios circulares más allá de los flujos materiales, hacia una nueva interacción dinámica entre la energía de las personas, de los lugares, de la naturaleza y de las ideas, exige una visión más amplia: trabajar con recursos renovables, trabajar con la naturaleza, trabajar con el conocimiento y las tradiciones, trabajar en comunidades nuevas y ampliadas como parte de un Nuevo Hábitat.

     

    Circular Dynamics.

    SECTION: Industrial memory, circular economy and industrial tourism in the new normality.

    Starting from the current challenge how to implement the European Green Deal and how to steer and shape important decisions for the Next Generation in and after the Corona crisis , it is quite clear that Circular Economy should play a major role.

    Taking into focus our cities, towns, villages, and regions, the challenge for politics, public administrations, civil society, economic actors, and research will not only be to achieve a transition towards a carbon-free life, but to direct forces and strategies towards a sustainable future: in social inclusion, individual perspectives, and liveable places.

    Overall: to create new pathways to imagine, steer, and evolve territorial innovation. Three aspects for this debate can be highlighted:

    (1) The rediscovery of Europe’s peripheries—not at least through the Corona crisis—as attractive places for staying, returning, or settling especially for young people can be based on their potential as Reserves of Resilience and on Territorial Creativity to trigger social, cultural, and spatial assets. For this, the enabling of local actors and communities need to be combined with new linkages between metropolitan cores and a large range of peripheral places and regions.

    (2) Industrial heritage—in as sense of Creative Heritage—can become not only spaces of possibility for new working and living places but hubs towards a new carbon-free economy: of a fostered productive spirit, knowledge, and abilities of a maker movement for Europe’s peripheries.

    (3) The extension of circular principles beyond material flows, into new dynamic interaction between the energy of people, of places, of nature, and of ideas, calls for larger vision: working with renewable resources, working with nature, working with knowledge and traditions, working in new and expanded communities as part of a New Habitat.

    PONENCIA PRESENTADA EN LAS XXII JORNADAS INTERNACIONALES INCUNA