DOMINGO CUÉLLAR

Doctor en Historia y Especialista en Transportes

perfiles en rrss y web

Breve C.V.:

Domingo Cuéllar, Doctor en Historia y Especialista en Transportes, ha sido profesor asociado en la Universidad Autónoma de Madrid e investigador visitante en Universidade Estadual Paulista (UNESP). Ha desempeñado diferentes puestos de gestión en la Fundación de los Ferrocarriles Españoles. Es autor de diferentes monografías, capítulos de libros y artículos en revistas especializadas sobre historia del transporte y el patrimonio industrial. En la actualidad en RENFE Viajeros SME SA es el responsable del sistema de archivos de la empresa.

 

«La cocina como lugar y herramienta: una mirada al caso de las viviendas ferroviarias (siglos XIX-XX)»

Sección: Paisajes agroalimentarios, metodología en aplicaciones patrimoniales en el territorio, turismo responsable y sostenible.

La cocina es un lugar identificable con una clara función en nuestra vida y forma parte de la trilogía esencial dormir-comer-estar (Muntañola Thornberg 1975). El término admite dos significados principales: un espacio concreto y una instalación. Es decir, puede a la vez entenderse como continente y como parte del contenido; admite, pues, diferentes enfoques y análisis. De un modo u otro, es un espacio y elemento que acrecentó su protagonismo a lo largo del siglo XX en los hogares.

En el contexto de la vida cotidiana, antes de los periodos de consolidación y crecimiento de la clase media, la cocina era un espacio externo a la propia vivienda que se compartía con otros inquilinos en las casas de vecindad, por lo que también tenía una connotación de espacio de sociabilidad. El fin de la segregación de la cocina de la vivienda, llegará con la construcción de las primeras promociones de las viviendas baratas, en el primer tercio del siglo XX, y se consolidará en la segunda mitad del siglo, cuando la explosión inmobiliaria, acompañada de una gran urbanización y procesos migratorios campo-ciudad, provoquen el segundo gran ensanche en las ciudades contemporáneas.

La cocina también es la puerta de mecanización del hogar, tanto en lo relativo a la organización como a la reducción de trabajos innecesarios, que ya era visible al final del siglo XIX, pero que se acelerará en la segunda mitad del siglo XX, cuando se traslada al hogar un modo particular de organización científica de tareas (Giedion 1978).

En nuestra comunicación nos centraremos en el estudio de la evolución de las cocinas (espacio y elemento) en las viviendas de los trabajadores ferroviarios durante el siglo XX en España. Organización del espacio, evolución de los materiales, desarrollo de instalaciones para la modernización, innovaciones aparecidas y otras características de las cocinas de los trabajadores son el interés de nuestra investigación. Existe una interesante evolución de la cocina, que recibió todo tipo de innovaciones y aportaciones en su diseño, distribución y relación con el resto de la vivienda, con una clara inspiración internacional (Aicher 2004) (Liñán Pedregosa 2015) (Carreiro Otero y López González 2019), por lo que queremos ver hasta qué punto estos cambios llegaron a las viviendas ferroviarias españolas de la época, y a la sociedad española en su conjunto.

 

«THE KITCHEN AS PLACE AND TOOL: A LOOK AT THE CASE OF RAILWAY DWELLINGS (19TH-20TH CENTURIES)»

SECTION: Food routes and circuits, training and dissemination, responsible and sustainable tourism. 

The kitchen is an identifiable place with a clear function in our lives as part of the essential sleeping-eating-being trilogy (Muntañola Thornberg 1975). The term has two main meanings: a concrete space and an installation. That is, it can be understood both as a container and as part of the content; it therefore admits different approaches and analyses. In one way or another, it is a space and element that has become increasingly prominent in households throughout the 20th century.

In the context of everyday life, before the periods of consolidation and growth of the middle class, the kitchen was a space outside the dwelling itself that was shared with other tenants in the tenement houses, so it also had a connotation of a space for sociability. The end of the segregation of the kitchen from the dwelling came with the construction of the first low-cost housing developments in the first third of the 20th century and was consolidated in the second half of the century, when the real estate explosion, accompanied by major urbanisation and rural-urban migration processes, led to the second great urban expansion in contemporary cities.

The kitchen is also the gateway to the mechanisation of the household, both in terms of organisation and the reduction of unnecessary work, which was already visible at the end of the 19th century, but which will accelerate in the second half of the 20th century, when a particular mode of scientific organisation of tasks is transferred to the household (Giedion 1978).

In our paper we will focus on the study of the evolution of kitchens (space and element) in railway workers’ dwellings during the 20th century in Spain. The organisation of space, the evolution of materials, the development of facilities for modernisation, the innovations that appeared and other characteristics of workers’ kitchens are the focus of our research. There is an interesting evolution of the kitchen, which received all kinds of innovations and contributions in its design, distribution and relationship with the rest of the dwelling, with a clear international inspiration (Aicher 2004) (Liñán Pedregosa 2015) (Carreiro Otero and López González 2019), so we want to see to what extent these changes reached the Spanish railway dwellings of the time, and Spanish society as a whole.