JOAQUIN SABATÉ i BEL

Catedrático de Urbanismo e investigador en la UPC

perfiles en rrss y web

 

Breve C.V.:

Joaquín Sabaté i Bel, Catedrático de Urbanismo e investigador en la UPC desde 1976. Dr. arquitecto y Licenciado en Ciencias Económicas, fundador del Laboratorio Internacional de Paisajes Culturales y director de las revistas Identidades y Cuadernos de Investigación Urbanística. Doctor Honoris Causa por la Universidad Nacional de Córdoba (Argentina).

Conferencias y cursos en más de setenta Universidades europeas, americanas y asiáticas. Investigaciones sobre el estudio de instrumentos, métodos y teorías del proyecto urbano y territorial y relación entre recursos patrimoniales y desarrollo local. Todo ello se traduce en un más de un centenar de libros o capítulos de libro; en otros tantos artículos en revistas especializadas y en la dirección de unas cincuenta tesis doctorales y ciento veinte de maestría.

«El Parque Agrario del Baix Llobregat».

sección: Máquinas, edificios y paisaje. Buenas Prácticas en el Patrimonio Industrial

Los planes urbanísticos han hecho a la ciudad objeto de sus análisis y campo de sus intervenciones, sin prestar atención al resto del territorio municipal. Pero éste reclama reconocer sus valores morfológicos, naturales y productivos, entenderlo a partir de su estructura y de su construcción histórica, guiados por la convicción de que en su identidad comienza a sintetizarse su propia alternativa. Uno de los documentos que más ha profundizado en el reconocimiento pormenorizado de las transformaciones territoriales, y en el conocimiento de su alternativa, es el proyecto del Parque Agrario del Bajo Llobregat.

El Valle y el Delta del río Llobregat contienen un territorio de una altísima rentabilidad, último reducto de notable extensión en un territorio de tres millones de habitantes. Las áreas cultivadas fueron afectadas por un considerable deterioro, derivado de las servidumbres metropolitanas y de su condición. Estos hechos implican un proceso acelerado de pérdida de calidad ambiental; de disminución de las superficies cultivadas; de abandono de la actividad agrícola; y de expectativas, de recalificaciones urbanísticas.

Aún así se apuesta por defender la preservación de este espacio y se reclaman singulares esfuerzos en su proyecto. La razón básica reside en la singularidad de este territorio: es el último espacio agrario de notable extensión y productividad dentro del ámbito metropolitano. Reune además una triple dimensión -productiva, social y ambiental- que le confiere un valor añadido. De aquí que los objetivos propuestos sea no sólo la preservación del espacio agrario y garantizar las condiciones necesarias para una producción agrícola competitiva y de calidad, sino al mismo tiempo conservar y difundir sus valores ambientales y sociales; reconocer su excepcional interés como espacio de ocio y educación ambiental, y mantener las áreas cultivadas y naturales como pulmón equilibrador del territorio metropolitano.

«El Parque Agrario del Baix Llobregat».

SECTION: Machines, buildings and processes. Best Practice in Industrial Heritage.

The urban plans have considered the city the object of their analysis and field of their interventions, without paying attention to the rest of the municipal territory. But we need to recognize its morphological, natural and productive values, to understand its structure and its historical construction, guided by the conviction that on its own identity lies its alternative. One of the documents that has deepened the detailed recognition of the territorial transformations, and in the projection of its alternative, is the project of the Lower Llobregat Agrarian Park.

The Valley and the Delta of the Llobregat river is a territory of very high profitability, the last stronghold of notable extension in an area of three million inhabitants. The cultivated areas were affected by a considerable deterioration, derived from its metropolitan character. This implies an accelerated process of loss of environmental quality; decrease in cultivated areas; abandonment of agricultural activity; and expectations of urban requalifications.

Even so, the Plan is committed to defending the preservation of this space and unique efforts are demanded in its project. The basic reason lies in the uniqueness of this territory: it is the last agricultural space of notable extension and productivity within the metropolitan area. It also has a triple dimension -productive, social and environmental- that gives it an added value. Hence, the proposed objectives are not only the preservation of the agricultural space and guaranteing the necessary conditions for a competitive and qualified agricultural production, but at the same time to preserve and spread its environmental and social values; to recognize its exceptional interest as a space for leisure and environmental education, and to maintain cultivated and natural areas as a balancing lung of the metropolitan territory.